Música Gourmet – Líber Terán

 

 

ERRANTE – LIBER TERÁN (INTOLERANCIA, 2012)

Por José Antonio “H” Martínez

 

Decidirse por una carrera solista no es cosa fácil y menos cuando se ha logrado el éxito allende las fronteras con una agrupación. Hacerlo es como dejar el todo por el nada, desapegarse de la comodidad del lugar seguro para lanzarse al vacío y sin paracaídas.

Tal es el caso de Líber Terán, quien en 1989, con sólo lo 15 años a cuestas, formó Los Niños Santos, que lo mismo sonaba a rock de los setenta que a eso que se dio en llamar “rock en tu idioma”.

Desde entonces y hasta 2007, este gitano western -errante cual húngaro, como decían las abuelas- transitó por los senderos del rock y del ska, hasta que, vayan ustedes a saber por qué razones, decidió explorar los terrenos del rock and roll, el folk norteamericano, la música norteña y la sonoridad de los Balcanes para llegar a la propuesta que actualmente lo representa e identifica. Algo que a ratos parece spaghetti western, redoba, polka regiomontana o simplemente rock.

El músico conocido antes por fundar la banda Los de Abajo. Foto: web oficial de Líber Terán.

El músico conocido antes por fundar la banda Los de Abajo. Foto: web oficial de Líber Terán.

En pocas palabras, un aquelarre que reúne al Piporro, Johnny Cash y Goran Bregovic, entre otros.

El andar de Terán en este nuevo camino inició con el lanzamiento de “El Gitano Western”, en 2008, siguió “Tambora Sound System”, en 2010, y “Errante”, en 2012.

Este tercer disco cuenta con las colaboraciones de Julieta Venegas, Joselo, Meme y Quique Rangel, quien es también el productor. Trece cortes (número cabalístico) componen esta placa que, a pesar de no ser tan frenética y explosiva como las anteriores, no deja nada que desear y muestra madurez y claridad de rumbo.

“Para Poder Soñar”, que abre el álbum, podría ser catalogada de manera total como manouche si no fuera por las veladuras norteñas, apenas perceptibles, que aderezan la rola. Es también una muestra de lo que depara el disco.

“Mil Soles” se anuncia árabe, aunque después de algunos acordes aparece un rockabilly lento. En todo caso, ambos estilos se van turnando para saltar a los oídos del escucha.

“No Te Vayas” me parece el track mejor logrado y el que más me gusta. La introducción es llana, cruda y directa, cual Johnny Cash, tras la que el básico cuatro cuartos del rock hace su aparición. Sobresalen los glissandos en las cuerdas de las liras y las breves frases de un órgano Hammond que aparece de repente.

“Sal y Ven” es una fotografía en sepia. Se oye como la vista del ocaso musicalizado por el traca, traca, traca de las ruedas metálicas sobre los rieles; es la imagen viva de una “película del oeste”, un western con el que Liber Terán permite una parada antes de seguir el viaje.

“Buscando Trabajo”, la siguiente en la lista, tiene el sentido del folk, del spaghetti western y del polvo de los caminos arenosos hiriendo los ojos. En la instrumentación aparece algo que parece ser un salterio.

“Y Voy Regresando” es el retorno al origen, una guitarra y la voz, todo en low-fi. Es música verdadera.

Con el número siete encontramos “¿Dónde se Perdió la Magia?”, que empieza lento, pero desboca hasta llegar a la euforia de la música yugoslava, hoy serbia. El ritmo se siente como el del galope de un caballo y suena como a frontera, a desierto y a machaca con huevo. Es una pieza digna de Goran Bregovic o Emir Kusturica, pero también de Steve Jordan.

"Errante", el último álbum de Terán.

“Errante”, el último álbum de Terán.

“Lucinda Blue” es un blues al estilo del Mississippi con algunos paseos más bien jazzeados en la onda del bebop. Es evidente la mano de Quique Rangel, sobre todo en una parte del coro que recuerda a más de una canción de Café Tacvba.

Una secuencia que parece busca emular el sonido de los crótalos y el bendir y a la que se suma después de algunos compases -no sé si una guitarra o un laúd turco- da entrada a “Mariel”, la amante perdida siglos atrás, magnánima e inalcanzable como el mar. La música remonta a las noches de Shahrazad, en tanto que la letra, aunque sencilla, es un bien logrado juego de palabras.

“Abril”, que originalmente está en cuarto lugar, aquí llega con el número nueve. Guitarras con delays, distorsiones, chorus y flangers sutiles que son acompañadas por un pandero constante que no se detiene ni por un instante. Ritmo que se mantiene hasta el final, pero que nunca se vuelve monótona, es más bien minimalista.

Un baladi que demuestra que la música caribeña y la de Medio Oriente tienen el mismo origen llega con “Teli, Teli, Teli”, una canción de despecho que cuenta con un buen trabajo en los coros a cargo de Romina Guardino. Destaca la participación de Paul Conrad en la tuba.

A continuación aparece “Entre la Paja” con una rítmica y melodía que van del folk a la redoba norteña y de regreso, y que por su lírica evoca la memoria de Eulalio González, “Piporro”. Es perfecta para el taconeo.

Para cerrar esta placa, Terán escogió “Tentación”, que no es precisamente la más alegre de las 13 canciones. Es más bien reflexiva pero poderosa, simple pero vistosa. Es un repaso a la historia del rock anglosajón y el reencuentro del punto de partida, ese momento en que los rebeldes hallaron en la tradición su nuevo sonido.

“Errante” es un andar sin rumbo fijo por los inmensos mares de arena de la música norteña, folk y gitana, y es no sólo el tercer trabajo de Líber Terán, sino el que, me parece, habrá de guiar sus destinos.

 

 

 

>José Antonio “H” Martínez ha sido locutor, productor y guionista de diversos espacios radiofónicos como Radio Mexiquense, MD Radio y Grita Radio. Además es conductor del programa de Televisión Mexiquense “El personaje del barrio”. Músico desde hace 20 años y ha integrado las filas de bandas como “Crímenes Perfectos”, “Góngora”, “San Pascualito Rey”, “La Sabrosa Sabrosura” y “Puerquerama”, combo con el que tiene 12 años de carrera. Colaborador del periódico Milenio Estado de México durante el 2006. Editor y corrector de estilo del diario Alfa.

 

Autor: administrador

Comparte esta publicación en

Envía comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.