Ángel caído. Reptar en lo mismo que volar: elevarse sobre el suelo, olfateándolo sin ninguna posibilidad de aletear. Arrastrarse es lo mismo que volar: ingravidez efímera, pisar un cielo de piedra, disolverse en la velocidad de los faros de un automóvil. Oaxaca Capital.