Observante espiado. El que observa es el observado. El que retrata es retratado. El mundo puede estallar en mil retratos intrusivos; y, sin embargo, el trabajo avanza, se construye y vale. Oaxaca Capital.